Madrid en un día: Centro histórico y noche de tapas

Madrid en un día: Centro histórico y noche de tapas

Madrid fue la puerta de entrada a mi primera vez en Europa. Un nuevo continente se me presentaba y como cada nuevo viaje, estaba llena de curiosidad.

Madrid en un día

El vuelo duró doce horas desde Montevideo y aunque en mi caso dormí bastante y sólo vi una película (dormir para mí no es un problema! Emi, en cambio, se pasó de rosca y no durmió nada) cuando llegué a la capital española sentí el jet lag con el cambio de horario. Me sentía entre excitada y a la vez cansada; el cuerpo me pesaba. Pero apenas aterrizamos desde los parlantes del avión escuchamos “Universos paralelos”, una de mis canciones favoritas del uruguayo Drexler. Lo tomé como una buena señal.

Llegamos a Barajas con algunos nervios porque nos habían dicho que era el aeropuerto más complicado en cuanto a los controles de seguridad. Eran las seis de la mañana así que aún no sé si fue suerte o mi teoría de que era tan temprano que los de seguridad estaban tan dormidos como nosotras pero la cuestión es nos revisaron lo mínimo indispensable.

Con Maria Emilia fuimos al hostel donde nos íbamos a hospedar, dejamos el equipaje y tomamos el subte a la Estación Sol.

Madrid en un día

Sabíamos que desde allí a las 10 hs (para nosotras eran todavía las 5 de la mañana!) salían varios free tours para conocer el Centro Histórico de Madrid. Nuestra idea era unirnos al grupo de Sandemans (los de remera y paraguas rojos), de quien ya teníamos buenas referencias de nuestros amigos. En un momento vimos a alguien con un paraguas rojo (bueno en realidad vimos el paraguas no a la persona debajo del paraguas), nos distrajimos un segundo (literal un segundo!!) y lo perdimos. Preguntamos a la gente que estaba alrededor, a un diariero, hasta a un Mickey Mouse que andaba por ahí (todavía seguimos sin saber por qué) y nada. Corrí por las cuadras aledañas pensando que ya habían arrancado el tour y tampoco. Como si lo hubiéramos soñado. Así que nos unimos a un grupo de remeras verdes con una chica venezolana como guía.

Les muestro el recorrido que hicimos (que puede servirles para hacer en un primer día por Madrid). Aclaro que se puede recorrer todo el centro histórico caminando tranquilamente y sin la ayuda de un guía. Pero recomiendo a asistir a un Free Walking Tour ya que te van contando los hechos históricos de una manera muy curiosa y con anécdotas. Y es una buena oportunidad para conocer gente (sobre todo si viajan solos, de hecho María Emilia y yo nos conocimos así, gracias a un Free Walking Tour que hicimos en Rio de Janeiro)

Madrid en un día

Comenzamos en la Puerta del Sol y fuimos a ver a la estatua del Oso y el Madroño (1), símbolo de la ciudad. Según se dice, tocar al Oso y el Madroño trae suerte y te garantiza volver a Madrid alguna vez. Tiene que ser con la mano derecha. Nunca se sabe, creer o reventar así que por las dudas lo hicimos…

Madrid en un día

Madrid en un día

Luego cruzamos en frente para ver la Real Casa de Correos (2) con su reloj de las campanadas de fin de año que marcan el ritual de las doce uvas. Frente a la puerta principal del edificio se puede ver una placa histórica sobre el Kilómetro Cero (3) el origen de las rutas españolas. Imposible no acordarme de la canción llamada así del cantautor Ismael Serrano y de mi amiga Nati con quien compartimos el gusto por su música. Conocer sus letras que tanto hablan sobre Madrid y sus historias hicieron que a pesar de llegar a un lugar desconocido me resultara cercano y familiar.

En la plaza del Sol también están la antigua publicidad de Tío Pepe y la mítica pastelería La Mallorquina, fundada en 1894, donde recomiendan probar las palmeras de chocolate.

Madrid en un día

Seguimos caminando hasta la Plaza Mayor pero antes pasamos por la Posada del Peine (4),  el hotel más antiguo de España, una histórica posada donde antiguamente peinaban a los caballos.

Caminamos a paso lento. Creo que es una de las mejores formas de recorrer los lugares. Disfrutando de todos los detalles. Sacando fotos y retratando momentos. Escuchando el acento español que tan lindo suena.

Cuando llegamos a la Plaza Mayor (5) me sorprendió que no hubiera tanta gente como me la imaginaba. En las fotos que había visto siempre estaban abarrotadas de turistas pero en esta oportunidad había muy pocos. Hasta la guía misma se sorprendió. En la plaza central de Madrid vimos los edificios de ladrillos, las nueve puertas de acceso, y la estatua de Felipe III en el centro. Algunos turistas paseando, niños jugando con burbujas y vendedores ambulantes que vendían anteojos, muñecos y botellas de agua.

Madrid en un día

Madrid en un día

También pasamos a conocer el restaurante más antiguo del mundo (6) certificado por el libro Guinness de los Récords. Se llama El Botín y fue fundado en 1725. Ernest Hemingway, pasaba horas en la misma mesa y cita al mesón madrileño en su novela «Fiesta». Truman Capote, el autor de A sangre fría, un libro que me gusta mucho también visitó el lugar. Pudimos conocer su cocina antigua con su horno a leña que en todos estos años nunca dejó de funcionar. La especialidad de la casa es el cochinillo asado a lo segoviano, a fuego lento. En el lugar podrás ver todos los cerdos cocinándose (da un poco de impresión!).

Madrid en un día

Luego seguimos por otras paradas gastronómicas: El Museo del Jamón (7), un clásico de Madrid donde por E$1,50 podés tomar una caña (cerveza) con algún bocadillo. No es un museo pero sí una cadena de restaurantes donde por precios económicos podés degustar una gran variedad de embutidos y tapas españolas. Ahí, por ejemplo, probé la mejor tortilla española de mi vida! Es ideal para comer al paso, sobre la barra y seguir recorriendo.

Madrid en un día

Madrid en un día

El Mercado San Moguel (8) es muy pintoresco para visitar. Te querés comer todo con los ojos. Los platos y la presentación de ellos son increíbles. Podés encontrar croquetas, embutidos, pizzas, pescados, helados, vinerías y pastelerías. Miren el tamaño de esas aceitunas rellenas!
Madrid en un día

Mientras caminábamos por las calles de Madrid me llamaron la atención que la mayoría de sus esquinas tenían carteles con dibujos que hacían alusión al nombre de la calle. Por ejemplo, en la calle del Codo, había un mosaico con un codo dibujado. La razón, luego sabré, es porque antiguamente la ciudad tenía muchos analfabetos y era la mejor manera de señalizar los lugares.

Siguiendo por la Calle Mayor llegamos a la Catedral de la Almudena (9), construida por Juan Pablo II y otra de las atracciones de la ciudad. Justo enfrente está ubicado el Palacio Real (10), imponente. Es uno de los palacios más grandes del mundo. Es la residencia oficial del rey de España; pero los actuales reyes no viven en él por lo que sólo se usa para ceremonias de Estado y actos solemnes. Tiene 3418 habitaciones (no será demasiado?) y para que lo abran tiene que venir el Papa o el Rey.

Madrid en un día

Finalmente pasamos por la Plaza de Oriente (11) y recorrimos los Jardines de Sabatini (12), ubicados frente a la fachada norte del Palacio Real.

Madrid de noche

El jet lag seguía haciendo efecto en nuestros cuerpos así que nos fuimos al hostel para tomarnos una necesaria siesta. Luego decidimos conocer la ciudad de noche. Fuimos a caminar de nuevo por la plaza Mayor donde nos encontramos con más movimiento que al mediodía. Era una cálida noche de verano por lo que las mesas afuera de los bares eran las más solicitadas. En la Plaza del Sol había un grupo de latinos haciendo break dance que animaban a la gente. Les comparto un video!

 

Luego de trabajar a eso de las 19 hs los madrileños se reúnen en los bares para ir de tapas y  tomar cerveza o sangría, un cóctel a base de vino y fruta. Decidimos imitar la costumbre española y nos fuimos de tapas al Barrio Latina (recomiendo ir a alguno de los bares de las Calles Cava Baja o Cava Alta) Otro de los barrios recomendados para ir de tapas es el Barrio Chueca.

Acá les comparto el segundo día en Madrid y un post con información útil para viajar a la capital española: Alojamiento, comidas, transporte, etc.

Si querés ver más fotos de Madrid hacé click acá.

Si querés buscar vuelos a Madrid hacé click acá. 

¿Te gustó este post? Compartí con tus amigos,  seguime en Instagram, Facebook o Twitter donde subo las fotos de mis viajes.

Aclaración: El post que leíste tiene “enlaces de afiliados”. ¿Qué significa esto? Que a vos no te genera ningún cargo extra (vas a pagar el mismo precio que en la página directamente) pero si reservás mediante estos enlaces me ayudás a seguir viajando y seguir manteniendo este blog. Y por las dudas aclaro que todo lo que recomiendo es siempre basado en mi experiencia. ¡Gracias por confiar y por tu apoyo! :)

Si te gustó compartilo

Dejá tu comentario

Novedades

En este momento estoy en Argentina escribiendo mi primer libro. Próximo Viaje: Vietnam, Camboya y Tailandia.

¡Las fotos de mis viajes en Instagram!

¡Dale un Me Gusta y enterate de las novedades!

¿Buscás alojamiento? ¡Reservá por acá y me ayudás a viajar!

¿Buscás alojamiento? ¡Reservá por acá y me ayudás a viajar!

Conseguí un hospedaje alternativo con U$S 40 de crédito de regalo para tu primera reserva.

¿Necesitás un seguro de viaje?

¿Necesitás un seguro de viaje?

¡Compará entre cientos de planes de las principales empresas y contratá el seguro ideal para tu próximo viaje!
Con el código de descuento tenés un 10%OFF en la compra de la asistencia.
Recordá que si estás por viajar a Europa, el seguro es obligatorio y como mínimo debés llevar una cobertura de € 30.000.

Este blog forma parte de

Este blog forma parte de

Archivos